11/03/2015 - Era periodista y desencantado religiosamente, retó a la Virgen, y encontró el amor de Dios

Jesús García será este martes el ponente en la entrega de los Premios Cari Filii 2014.

Jesús García será este martes el ponente en la entrega de los Premios Cari Filii 2014.

Era periodista y religiosamente desencantado, pero fue a Medjugorie a cubrir un reportaje para una revista, y volvió convencido por primera vez en su vida de la existencia de Dios, de que nos ama con un amor brutal, y de que actúa en nuestra vida con una profunda sabiduría.

Su testimonio el próximo sábado en Colmenar del Arroyo
El próximo sábado 14 de marzo se celebrará en la Parroquia de Colmenar del Arroyo, de la diócesis de Getafe, la V Vigilia de Testimonio, Adoración, y Alabanza: ASALTO AL CIELO. En esta ocasión ofrecerá su testimonio Jesús García.

Jesús García, periodista y escritor
Jesús García es periodista, y uno de los principales autores de bestsellers del libro religioso en España. Comenzó su carrera profesional como periodista en el diario El Mundo, continuó trabajando para el semanario ALBA, hoy es redactor de la revista Misión. Compagina su labor de periodista con la de escritor. Títulos como Esclavos en el paraíso, ¿Qué hace una chica como tú en un sitio como éste?, Medjugorje, o Estamos de vuelta, lo han consagrado como tal.

En su vacío existencial reta a la Virgen

En el año 2005, en medio de su profundo vacío existencial, se dirige a ante una imagen de la Virgen y la dice: “Tú no existes, tú no eres más que una estatua de piedra”. Por ese tiempo un amigo suyo sacerdote le deja un libro sobre las apariciones de  Medjugorie.

Mientras lo lee encuentra una gran paz, pero al acabarlo, aparca el tema y no vuelve a acordarse de ello hasta que un día en su trabajo, en enero de 2006, viendo un anuncio del mensaje de la Virgen de Medjugorie en el Semanario en el que trabajaba se acordó de la lectura que había hecho. En ese momento se dirigió a la Virgen y le dijo: “Si es verdad lo que dicen de ti, y tú tienes algo para mí allí, llévame. Pero me tienes que llevar tú, porque yo no tengo ni tiempo ni dinero”.

A los dos días su jefe le estaba pidiendo ir allí para cubrir un reportaje sobre los hechos que estaban aconteciendo allí.

Su encuentro con la Virgen, y a través de ella con Cristo
El director de su periódico les había encomendado una misión un tanto misteriosa, y llena de interrogantes. ¿Qué podría estar ocurriendo en ese lugar para que millones de personas de todas partes del mundo acudan allí para rezar?

Desde 1981, seis jovencitos de esa pequeña y perdida aldea en el corazón de Bosnia-Herzegovina dicen ver a la Madre de Dios y recibir mensajes de ella para el mundo. Por ese tiempo en España pocos han oído hablar de ello. Están ansiosos y con una gran curiosidad. Antes de partir recaban información aquí y allá. Algunas respuestas que reciben les desconciertan, otras agudizan todavía más sus ganas ir allí e investigar la situación. El tema es peliagudo y no quieren dejar cabos sueltos, o que les tachen de no ser objetivos. Son periodistas y deben informar con rigor y veracidad. De lo que ellos escriban -y de cómo lo escriban- depende la idea que se hagan otras muchas personas sobre algo que no es precisamente ninguna tontería. Son conscientes de su responsabilidad. Y, no sin nervios, emprenden el viaje.

En cuanto los dos jóvenes periodistas comienzan a ver los hechos que allí ocurren, y aescuchar los testimonios de la gente, quedan sobrecogidos. Sus fuertes prejuicios sobre la Iglesia dieron paso a una percepción nueva sobre el vacío de su vida, pero sobretodo sobre todo el amor de Cristo y de la Virgen. Empezaron a experimentar que una mano misteriosa, que no podían controlar, les estaba dirigiendo hacia la oración, hacia Dios. Más allá de los hechos que tenían que investigar, empezaron a experimentar una presencia tangible de Dios, una necesidad irresistible de orar, ha experimentar que Dios estaba vivo y que actuaba en cada momento de su vida.

La vuelta a casa
A partir de este viaje la vida de estos dos jóvenes periodistas cambia radicalmente. Su compañero, antes desencantado de todo lo espiritual como él, había viajado convencido de que todo aquello era una estafa. Hoy es sacerdote. Jesús García por su parte comenzó una autentica vida cristiana.

Lugar: Colmenar del Arroyo

Día: Sábado 14 de marzo

Programa:
17h: Rosario
18h: Testimonio
19h: Adoración
20h: Misa.

Están invitados todas las personas, especialmente aquellos que no tienen fe, y  la buscan. También a aquellos que no practican, no tienen fe, o  piensan que la han perdido. A ellos se dirige, en primer lugar, esta iniciativa.

Será una preciosa oportunidad para dejarnos encontrar por el Dios de las sorpresas, que alcanzó a Jesús García con su Bondad y su Misericordia, y con aquella que en tantas ocasiones nos ha enviado, como embajadora suya, a lo largo de la historia, para llamarnos hacia El.

¿Estamos dispuestos a acoger las sorpresas de Dios? El Dios de las sorpresas nos llama y nos invita.

Habrá música de adoración y alabanza.

¿Cómo llegar desde Madrid?
Tomar la carretera M501 dirección San Martín de Valdeiglesias, y continuar dirección San Martín de Valdeiglesias hasta la salida 37, dirección Chapinería, Colmenar del Arroyo y Valdemorillo. Tomar el desvío hacia Colmenar del Arroyo, y seguir recto hasta la Pza de España, s/n, donde está la Parroquia.

Para cualquier aclaración o información: asalto.al.cielo.colmenar@gmail.com

Fuente: www.religionenlibertad.com