Boletín nº 59 - 12 de Febrero de 1997

El Cardenal Tonini acerca de Medjugorje

En un libro publicado recientemente, "Palabra de María", del autor italiano Luciano Moia, el cardenal italiano Ersilio Tonini, arzobispo emérito de la ciudad italiana de Ravenna, se hizo presente con un prólogo escrito por él. Transcribimos una declaración, lo más concisa posible, acerca de Medjugorje, como respuesta a la pregunta formulada.

Pregunta: "En todos los lugares donde ha habido apariciones, sean verdaderas o supuestas, existen impulsos extraordinarios a la devoción. Las conversione son visibles, también lo son el regreso a la vida de oración y un nuevo descubrimiento de la fe. Quien ha visitado Medjugorje cuenta que la fe en ese lugar se puede respirar, lo sobrenatural se hace palpable. En una sociedad como la nuestra, fría e indiferente, no podría esto ser considerado un pequeño o un gran milagro?"

Respuesta: "Sí, sé que todo esto se está investigando. A Medjugorje acuden miles de peregrinos, se ora, se descubre la fe. Esta es un gran don y por esto agradecemos a Dios. Pero la Iglesia, antes de dar su juicio, espera. Esta es una precaución correcta. Cada duda debe ser investigada, cada inseguridad, solucionada. Yo personalmente pienso que la vacilación temerosa del obispo local, junto con todos los matices de las diversas posiciones, deberían representar un motivo de reflexión. Sin embargo, será necesario esperar la posición oficial del Vaticano. Confío en la promesa dada por Cristo a sus apóstoles y seguidores hasta el fin del mundo: el juicio de la Iglesia, que es dado en nombre de Cristo, es aquel que me convencerá acerca de la autenticidad de cada una de las apariciones o eventos sobrenaturales."

Luciano Moia: "Parola de Maria" (Edizione Segno, Udine, l996, pág. 13)

El Fundador del "Oasis de la Paz" visitó Medjugorje

El sacerdote italiano O. Gianni Sgreva visitó hace poco tiempo Medjugorje y la comunidad "Oasis de la Paz", de la que es fundador. Esto lo hace unas cuantas veces al año cuando la situación lo permite puesto que la comunidad posee casas en todos los continentes además de Medjugorje.
Con ocasión de su última visita, nos dijo algo más acerca de su comunidad. Nosotros, a causa del espacio limitado, destacamos solamente una parte.

"Los jóvenes que se reunían en un grupo de oración guiado por mí, con el tiempo sintieron la necesidad de fundar una comunidad basada en los mensajes de Medjugorje y que, por lo tanto, pasaría a ser un fruto directo de Medjugorje. Yo, al contrario, evitaba cualquier pensamiento respecto a una nueva comunidad, porque ya tenía mi propio camino, mi vocación y mi trabajo como profesor. Entretanto, el deseo y el esmero de los jovenes dirigidos a realizar sus necesidades e intenciones, se iban fortaleciendo cada día. Hice saber acerca de todo esto a mi guía espiritual y a mi provincial. Ellos me pidieron que siguiera el desarrollo de los acontecimientos y así lo hice. Me atormentaba esta pregunta: cómo fundar y dirigir una comunidad que estuviera vinculada a una realidad como la de Medjugorje, donde acontecían "apariciones que no han sido aceptadas" aún. Antes de la fundación de la comunidad hablé con el cardenal Ratzinger. Me escuchó atentamente y me instruyó al respecto diciéndome lo que tenía que hacer. Respecto a Medjugorje me dijo: 'No te preocupes por el árbol, preocúpate de los frutos, de las vocaciones, de Medjugorje nos ocuparemos nosotros.' Conversé con el Santo Padre. Le hablé acerca de la comunidad y de las vocaciones relacionadas con la experiencia de Medjugorje. El Santo Padre me escuchó, se acercó a mí y me dijo al oído exactamente, advirtiéndome que no olvidara: 'No se preocupe por Medjugorje, ya que pienso en Medjugorje cada día y oro por su éxito: Preocúpese usted sólo de las vocaciones y ore por mí a diario. Los carismas de la comunidad son: vida consagrada, agradecimiento a la Virgen porque se vale de nosotros como un instrumento de su paz. Fuera de los tres votos acostumbrados, la comunidad tiene uno más: "Ser paz" e interceder por la paz de la Iglesia y del mundo. Actualmente la comunidad tiene alrededor de 140 miembros. Este año tenemos 20 novicios en el noviciado, y para el noviciado siguiente, más de 20. Hay muchas vocaciones en realidad, aunque yo no hablo mucho acerca de la comunidad, ni la represento."